CircRural

CircRural finaliza con resultados «positivos», en beneficio de EDAR rurales

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

El proyecto Interreg Sudoe CircRural4.0 ha finalizado su recorrido con resultados «positivos» tanto en el área de eficiencia, como en la de recuperación de recursos y en la de cooperación internacional, ha afirmado hoy el coordinador del proyecto Ion Irízar, del centro tecnológico navarro CEIT-IK4.

Irízar ha participado en la presentación de resultados de esta iniciativa promovida por instituciones españolas, portuguesas y francesas con financiación de la UE para mejorar la gestión de aguas residuales en zona rurales, reaprovechando recursos -energía y materiales-, reduciendo consumo energético y potenciando la economía circular en pequeños municipios mediante sus Estaciones Depuradoras de Aguas Residuales (EDAR).

Entre otros datos, ha aportado los resultados de la planta piloto portuguesa de Charneca de Óbidos, donde «hemos reducido sustancialmente la aireación, que en las EDAR rurales supone la mayor parte de su consumo energético, y esperamos disminuirlo aún más en los próximos meses» y además «estamos recuperando hasta el 75 % del fósforo«.

Esta última cifra es importante ya que «si fuéramos capaces de recuperar el nitrógeno, el fósforo y el potasio contenido en aguas residuales en todo el planeta podríamos obtener elementos suficientes para la producción del 15 % del consumo mundial de fertilizantes» y «si fuéramos capaces de recuperar la materia orgánica biodegradable y convertirla en biogás, podríamos abastecer 150 millones de viviendas».

En los últimos años «se ha trabajado mucho en el tema del biogás, pero CircRural es especialmente interesante en cuanto a la recuperación de estos materiales».

Irízar ha reconocido que «la pandemia nos ha condicionado bastante a la hora de participar en ferias y jornadas técnicas para dar visibilidad» a este proyecto, que «tenemos especial interés en instalar en las EDAR sobre todo de Portugal».

Participación española, portuguesa y francesa

Ana Pimentel, ingeniera de la empresa Águas do Tejo Atlántico (AdTA), la empresa de saneamiento más grande de Portugal, ha confirmado que CircRural evitó la nitrificación, el consumo excesivo de oxígeno en los tratamientos biológicos, lo que redujo el consumo energético en aireación.

Alejandro Oreja, técnico de proyectos del consorcio PROMEDIO de Badajoz, donde se instaló otra planta piloto en Fregenal de la Sierra, ha asegurado que en el sector «disponemos de tecnología relativamente resuelta en la parte del tratamiento correspondiente a la línea de aguas, aun con margen de mejora a nivel energético», pero «en cuanto a los fangos la situación es diferente y ahí está una de las mejoras de CircRural en la gestión» e incluso para generar recursos económicos «en un momento en el que las materias primas están aumentando tanto de precio».

Una tercera planta participante ha sido la de Toulouse, donde se instaló este sistema de control que entre otras cosas ha permitido «conectar los períodos de nitrificación y desnitrificación a la eliminación  y captura del fósforo en sus ciclos de aireación y de no aireación», ha precisado Mathieu Sperandio, de la Universidad de Toulouse.

El Instituto Tecnológico de Galicia (ITG) desarrolló la herramienta de «software» necesaria en forma de aplicación web que, como ha explicado su experta Lucía Garabato, permite «convertir los datos brutos de las EDAR en visualizaciones interactivas fáciles de interpretar y analizar» para ofrecer una visión global de las plantas y controlar el ciclo de vida de sus activos.

El programa Interreg Sudoe tiene futuro

La directora de la Comisión Europea en España, María Ángeles Benítez Salas, ha subrayado el valor de la cooperación transfronteriza de CircRural «que está en el adn de la UE», además de su aporte al desarrollo sostenible, la economía circular y el «reverdecimiento» de la economía también en comunidades locales.

La directora de la Secretaría conjunta Interreg Sudoe, Isabelle Roger, ha destacado el hecho de que en los últimos años se hayan desarrollado en toda Europa varios proyectos al mismo tiempo encaminados a la mejora de la gestión de las aguas residuales y ha confirmado que habrá una «cuarta generación» de los programas Interreg Sudoe, aunque la convocatoria no se hará pública «antes de 2022».

Además de CEIT-IK4, PROMEDIO, ITG y AdTA, han participado en este proyecto el Centro Tecnológico Agroalimentario (CETAEX), la Universidade NOVA de Lisboa, el Sindicato mixto de agua y saneamiento del Alto Garona (RÉSEAU31), el Instituto Nacional de Ciencias Aplicadas (INSA) de Toulouse y Efeverde, la plataforma informativa medioambiental de la Agencia EFE.