GRAFCAN8678. ARRECIFE (LANZAROTE), 08/08/2022.- El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (d), y el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres (i), durante la reunión que mantuvieron este lunes en Lanzarote. EFE/ Adriel Perdomo

Sánchez pide «responsabilidad» al PP y critica su oposición «negacionista»

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha reclamado este lunes al PP «unidad, responsabilidad y solidaridad» pese a que entiende que es «predicar en el desierto», pues en los grandes temas ha encontrado «siempre» una oposición «destructiva, que bloquea y que es negacionista».

Sánchez ha realizado esta demanda tras comparecer ante los medios de comunicación con motivo de una visita al Cabildo de Lanzarote, acompañado del presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, y de la titular de la corporación insular, María Dolores Corujo.

Una forma de darle la réplica al PP y las comunidades autónomas gobernadas por este partido, que ha reclamado la retirada del decreto de ahorro energético.

Sánchez ha aludido directamente al «bloqueo» que «de siempre» ha sometido la oposición ante los grandes asuntos a los que se ha enfrentado España en los últimos tiempos, como la pandemia de coronavirus, y, en concreto, a la postura que mantiene ante el plan diseñado por el Gobierno para ahorrar energía.

Sánchez apela a la unidad

El presidente del Gobierno ha recalcado que la unidad a la que apela es la misma que impera en Europa; la responsabilidad, en tanto en cuanto «tenemos que cumplir con lo que aprueba el Consejo de Ministros» y con «los acuerdos de Bruselas»; y solidaridad con los países con mayor dependencia del gas y el petróleo rusos.

«España no es europeísta solo por necesidad, sino fundamentalmente por convicción. Eso exige que arrimemos el hombro y nos sumemos al esfuerzo colectivo para hacer frente al chantaje de Putin», ha proclamado.

Y por este motivo, ha dicho, España se sumará a ese «esfuerzo colectivo que se nos pide» a través de un conjunto de medidas de ahorro que es «coherente y concordante» con lo acordado en Bruselas.

Sánchez ha señalado que, en ocasiones, «es necesario no olvidar el origen de un problema», que en este caso es que «Europa está sufriendo una guerra en sus fronteras», y que la situación exige «la máxima unidad» de todos los Estados miembros.

Una unidad, ha abundado, frente a «una agresión ilegal, injusta e injustificada» y frente «al agresor, -Vladimir- Putin», y que se debe plasmar en el envío de ayuda humanitaria y la acogida de refugiados, en el caso de España, más de 130.000 ucranianos.

Pero también en la aprobación de sanciones económicas a Rusia y en la respuesta de toda la UE a la hora de «abordar las consecuencias económicas y sociales» del conflicto bélico.

Medidas para el ahorro

Sánchez ha recalcado que gracias al «arduo trabajo» de los gobiernos de España y Portugal se consiguió un tope al precio del gas que «nos blinda» ahora y en los meses «más duros» del otoño y el invierno, y eso, ha reseñado, está teniendo «una repercusión positiva en la economía».

El presidente español ha apelado a esa misma unidad para poder aprobar «definitivamente» en las próximas semanas una reforma del mercado eléctrico y así desacoplar la evolución del precio del gas, lo que a la postre ayudará a «amortiguar la inflación» y «proteger» a las familias, y también para fijar un precio máximo de los derechos de emisión.

Sánchez ha recalcado que es España quien está «liderando, desde las propuestas, las soluciones para las familias y las empresas», y esa unidad a la que remite se ha trasladado al «objetivo común» de ahorrar un 15 % el consumo de energía, aunque en el caso de España será del 7 %.

Ese objetivo común, ha recalcado Sánchez, busca «ahorrar energía, hacer frente al chantaje energético de Putin y ahorrar dinero» en la factura energética ante la «emergencia climática que, por desgracia, estamos viviendo de una manera intensa» este verano.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.